Tarek William Saab, fiscal general de la República FOTO VTV

CIUDAD MCY.- El Ministerio Público (MP) solicitará a la Asamblea Nacional Constituyente (ANC) una reforma a la ley de protección animal o si se considera necesario la redacción de una nueva que estipule penas más severas en protección de la fauna doméstica, libre y en cautiverio, así como del medio ambiente.

Así lo anunció el fiscal general de la República, Tarek William Saab, en declaraciones este jueves desde la sede del Ministerio Público, en Caracas.

Los pronunciamientos del fiscal surgen luego de que se conociera que el 8 de junio pasado 47 aves, entre loros y guacamayas, se ahogaron al ser arrojadas al mar por contrabandistas ante el temor de ser descubiertos por la guardia costera venezolana.

En ese sentido, el MP emitió una orden de aprehensión contra un ciudadano por ser señalado como la persona que entregó las aves al contrabandista de Trinidad y Tobago, cerca del sector Piedra del Soldado, zona fronteriza con Venezuela. Se le imputaron los delitos de contrabando agravado y pesca y caza ilícita.

Asimismo, Saab hizo mención del caso de la quema y tala en el Parque Nacional Terepaima en el estado Lara, por lo que fueron detenidas tres personas imputadas por quema y tala ilegal de al menos cuatro hectáreas del parque, daños en el hábitat de la fauna local, así como a torres de alta tensión, entre otras afecciones.

MP DESIGNÓ FISCALES ESPECIALES EN LA FRONTERA

En otro orden de ideas, Saab, informó que el Ministerio Público designó fiscales especiales en estados fronterizos para evitar el ingreso ilegal de venezolanos provenientes de países de la región.

Durante su alocución en la sede del Ministerio Público, en Caracas, Saab detalló que los fiscales estarán específicamente en los «estados Apure, Táchira, Zulia, Amazonas, Delta Amacuro para tomar medidas con los organismos de seguridad en torno a esta materia».

Ante la crisis generada por la pandemia en países de la región, los connacionales que habían abandonado Venezuela regresan en condiciones de vulnerabilidad, por lo que el Gobierno nacional ha establecido los Programa de Atención Social Integral (PASI) en la frontera para prevenir la propagación del Covid-19 en el país.

En ese sentido, algunos connacionales han violado el puente sanitario e ingresan por trochas ilegales, con lo que ponen en riesgo la salud de los vecinos de estados fronterizos, así como la de sus familiares.

AVN