El ministro de Relaciones Exteriores, Jorge Arreaza FOTO CORTESÍA

CIUDAD MCY.- La Unión de Naciones Suramericanas (Unasur) era un mecanismo útil con el que se hubiese enfrentado la actual pandemia del Covid-19 en América del Sur.

“Cuán útil hubiese sido la Unasur para enfrentar en conjunto la pandemia”, expresó este jueves el ministro de Relaciones Exteriores, Jorge Arreaza.

Arreaza explicó que “aquellos gobiernos que se empeñaron en destruirla tendrán que rendir cuentas ante sus pueblos”.

El canciller recalcó que los ataques a la institucionalidad del organismo, fundado en 2007, se realizaron con supuestos alegatos de “ficciones ideológicas”.

Respecto a esto, señaló que los gobiernos promotores de su “destrucción” también tendrán que aclararlo “ante la historia de la integración suramericana”.

“Las aguas volverán a su cauce”, indicó a través de un mensaje publicado en la plataforma social Twitter.

La Unión de Naciones Suramericanas (Unasur) fue fundada en abril de 2007 en la isla de Margarita, región insular de Venezuela y los países que la formaron inicialmente fueron Argentina, Bolivia, Brasil, Colombia, Chile, Ecuador, Guyana, Paraguay, Perú, Surinam, Uruguay y Venezuela.

A mediados de 2018, Argentina, Brasil, Chile, Colombia, Perú y Paraguay anunciaron su retirada del organismo.

En relación con esto, el retiro estuvo impulsado por las presiones de los gobiernos de derecha contra el gobierno de Venezuela.

Por otra parte, en 2019 Ecuador anunció su retiro del bloque y pidió le fuera devuelto el edificio sede de Unasur.

El gobierno de Lenín Moreno también informó que retiraría la estatua en honor al expresidente argentino Néstor Kirchner.

En marzo pasado el Ejecutivo de Uruguay anunció que su país se retiraría. Hasta la fecha, Guyana, Surinam, Bolivia y Venezuela son parte del organismo.

AVN