CIUDAD MCY.- Este martes el ministro del Poder Popular para Relaciones Exteriores, Jorge Arreaza, condenó la actitud del Secretario de Estado de los Estados Unidos, Mike Pompeo ante falsas acusaciones contra Venezuela, construyendo la matriz de una compra de armas mortales a Irán.

Así lo dio a conocer a través de su cuenta Twitter el canciller Arreaza, señalando: «La principal amenaza a la paz del mundo es EEUU: lanzó bombas atómicas contra población civil, utilizó napalm en Vietnam, invadió Irak a partir de mentiras, coordina en el terreno con grupos terroristas etc… Más de un siglo promoviendo guerras y muerte».

Dicha aseveración fue formulada por Arreaza, luego que Mike Pompeo publicara en la mencionada red social: «No es de extrañar que el régimen ilegítimo de Maduro esté buscando armas mortales en Irán. Esta es exactamente la razón por la que estamos restaurando todas las sanciones de la ONU a Irán, incluido el embargo de armas. Haremos cumplir plenamente estas sanciones».

Por su parte, el Embajador de Venezuela ante el Consejo de Derechos Humanos de la Organización de las Naciones Unidas (ONU), Jorge Valero, reafirmó este martes, que EEUU es el mayor violador de Derechos Humanos en el mundo.

«Estamos obligados a defender y promover la paz como consagra la Carta de la Organización de las Naciones Unidas (ONU), en el nuevo orden internacional que busca perpetrar el imperialismo, la cual se fundamenta para mantener su hegemonía, por eso estimula conflictos armados en el mundo, en particular en países del Sur, recurriendo a la xenofobia y propicia la desintegración y la fragmentación de las naciones», señaló.

Asimismo, Valero aseveró que la fuerza imperialista ha impuesto una manera de organizar la vida de las sociedades modernas a partir del americanismo, como supuesto pensamiento universal, el cual confunde universalidad con uniformidad.

Valero igualmente enfatizó que para alcanzar la paz universal, es necesario que se cumplan los 17 objetivos de la Agenda 2030 para el desarrollo sostenible y sus 169 metas, teniendo en cuenta las tres dimensiones del desarrollo: económica, social y ambiental.

Información AVN