El Secretario General de la ON defendió el legado que Nelson Mandela dejó marcado en el mundo entero FOTO ARCHIVO

CIUDAD MCY.-En medio de circunstancias tan difíciles como las actuales, la vida y el legado de Nelson Mandela resultan inspiración y ejemplo a seguir, «en la promoción de la paz, los derechos humanos, la armonía con la naturaleza y la dignidad para todos», expresó el secretario general de la Organización de las Naciones Unidas (ONU), António Guterres.

«Cada año, en el día el cumpleaños de Madiba, rendimos homenaje a este hombre extraordinario que encarnó las más altas aspiraciones de las Naciones Unidas y la familia humana», expresó el secretario general a propósito de conmemorarse el Día Internacional de Nelson Mandela.

Por medio de un comunicado citado por Prensa Latina, Guterres convocó a reflexionar sobre la vida y el legado del legendario defensor de la justicia y los derechos humanos y resaltó que los llamados de Mandela a la solidaridad y por el fin del racismo están vigentes.

Subrayó que la crisis sanitaria demostró la importancia vital de la solidaridad y la unidad humanas, valores defendidos por el líder sudafricano en su lucha de toda la vida por la justicia.

En noviembre de 2009, la Asamblea General de la ONU proclamó el 18 de julio como Día Internacional de Nelson Mandela en reconocimiento a sus contribuciones de quien fuera muy activo en la lucha contra la pobreza, las desigualdades y la promoción de la justicia social.

Información AVN