Indígenas y miembros del FARC han sido blanco de agresiones selectivas

CIUDAD MCY.-La cifra de líderes sociales y comunitarios asesinados en Colombia sigue en aumento, este jueves se reportaron los asesinatos de dos líderes sociales.

De acuerdo con la Organización Nacional Indígena de Colombia (ONIC), la docente y líder social Liliana Astrid Ramírez Martínez, fue atacada por sicarios justo cuando se dirigía a su lugar de trabajo para iniciar sus labores como maestra en el municipio de Coyaima, Tolima.

Se conoció que varios de los docentes y rectores de ese centro educativo han sido amenazados de muerte en varias oportunidades por grupos irregulares.

Los maestros presentaron las denuncias correspondientes sin que haya reacciones o resultados de las investigaciones por estos hechos, es decir que hasta el momento no se conocen las intenciones o razones de dichas amenazas.

Al asesinato de la maestra de Tolima, hay que sumarle el de la líder social Patricia Castaño, hecho ocurrido en la comuna 13 de la ciudad de Medellín.

“La mujer fue ultimada en el sector de La Loma cuando participaba en un proceso de ocupación informal de tierras y se sospecha que esta acción tenga algo que ver, sin embargo serán las investigaciones las que determinarán las causas”, declaró el secretario de Seguridad de Medellín, Andrés Tobón Villada.
A estos crímenes se suma el aniquilamiento de seis excombatientes de las FARC (Fuerza Alternativa Revolucionaria del Común), en el departamento de Nariño el día miércoles, donde también fue acribillado el líder campesino afrocolombiano José Jair Cortés y donde tuvo lugar la matanza de seis campesinos cocaleros el pasado 5 de octubre.

Venezuela condenó asesinato del líder campesino José Jair Cortés

La Cancillería venezolana condenó este miércoles el asesinato del miembro de la Junta del Consejo Comunitario del Alto Mira y Frontera, José Jair Cortés, hecho ocurrido en el Departamento de Nariño de la República de Colombia.

«Venezuela se niega a aceptar como un hecho normal y cotidiano esta lamentable situación contra líderes campesinos en la hermana República de Colombia y urge a las autoridades de ese país a realizar esfuerzos verdaderos por garantizar el derecho a la disidencia, así como identificar y juzgar a los responsables de estos crímenes atroces», refiere un comunicado, emitido por la Cancillería.

Información TELESUR