Augusto Mijares (1897-1979), escritor e historiador venezolano | FOTO CORTESÍA

CIUDAD MCY.- Este sábado 11 de noviembre, a partir de las 10:00 am, la sala audiovisual de la Biblioteca Pública Central Agustín Codazzi de Maracay será el escenario donde se llevará a cabo un conversatorio denominado Dos aragüeños ejemplares en homenaje a Santos Michelena (Maracay, 1719–Caracas, 1848) y Augusto Mijares (Villa de Cura, 1897–Caracas, 1979).

La actividad, organizada por la Secretaría Sectorial del Poder Popular para la Cultura y el Gabinete Estadal, a través de la Coordinación de Literatura, la Plataforma del Libro, la Fundación Editorial El Perro y la Rana y la Red de Bibliotecas Públicas, estará a cargo del escritor Manuel Cabesa.

Es preciso destacar que José de los Santos Michelena fue un político y diplomático venezolano, seguidor de la doctrina de José Antonio Páez; fue secretario de Estado de Hacienda y Relaciones Exteriores durante la primera presidencia de Páez y vicepresidente durante la segunda, además de presidente provisional.

Como diplomático, una de sus actuaciones más importantes fue el ser el representante de Venezuela en el tratado fronterizo (también de alianza y comercio) entre Venezuela y Colombia, conocido como Tratado Michelena-Pombo, firmado en 1833. Santos Michelena se preocupó mucho por la educación comercial en Venezuela.

Por su parte, Augusto Mijares es principalmente conocido por su biografía de Simón Bolívar: El Libertador. A partir de 1936 desarrolló con intensidad varios planes para el fomento de la educación en nuestro país. Entre otros logros se destacan la creación de escuelas técnicas y rurales, la aplicación de políticas de capacitación docente y la creación del Instituto Pedagógico Nacional (del que fue profesor).

El 8 de diciembre de 2012, el Comandante Hugo Chávez lo nombró en su Mensaje de despedida al pueblo venezolano, antes de partir a Cuba a su último tratamiento. La cita que hizo es: “…la respuesta de todos y de todas los patriotas, los revolucionarios, los que sentimos a la Patria hasta en las vísceras, como diría Augusto Mijares, es unidad, lucha, batalla y victoria”.

RAFAEL ORTEGA