CIUDAD MCY.-Luego de una buena participación venezolana en los Juegos Bolivarianos, que se realizaron en la ciudad de Santa Marta, Colombia, el pasado noviembre, donde la delegación nacional obtuvo el segundo lugar del medallero, siendo Colombia el país que arrasó con todo, ahora los atletas y dirigentes se enfocan en la siguiente parada del ciclo olímpico.

Los Juegos Suramericanos de Cochabamba, Bolivia, será para Venezuela la segunda estación del ciclo olímpico, el cual terminará en los Juegos Olímpicos de Tokio 2020. La justa suramericana está pautada para celebrarse del 26 de mayo al 8 de junio.

“Nosotros no tenemos vacaciones, por lo que seguimos trabajando en la planificación de la preparación de nuestros atletas para la justa. Les estamos enviando un documento a las autoridades del Ministerio del Poder Popular para la Juventud y el Deporte, para que tomen previsiones para el próximo año”, declaró Eduardo Álvarez, presidente del Comité Olímpico Venezolano (COV)
La máxima autoridad del olimpismo venezolano explicó que para los Juegos Suramericanos, Venezuela tiene un cupo de 500 atletas, y solo podrán asistir los mejores del país.

“Todos sabemos que cada vez el nivel será más exigente, por lo que hemos sostenido una reunión con las federaciones nacionales y hemos tomado la decisión de que solo asistan atletas que estén pronosticados a estar entre los cuatro primeros lugares”, aseveró Álvarez.

La preparación
Durante el descalabro que sufrió el país en los Bolivarianos, muchos de los atletas y entrenadores aseguraron que la derrota fue de tal manera, debido a que no se pudo hacer la debida preparación de meses en el extranjero como se venía cumpliendo en años anteriores.

Esta preparación en campamentos de altura o en los mejores Centros de Alto Rendimiento (CAR) del planeta, ya no se pueden hacer porque el país está atravesando una fuerte crisis económica, que ha obligado a priorizar la preparación de las y los atletas venezolanos.

“Hemos recibido la solicitud de algunas federaciones que piden hacer concentración en el extranjero. Sabemos que la cosa no está fácil y que estamos estudiando los casos para dar una respuesta concreta”, dijo Álvarez.

Según las autoridades del deporte venezolano, los atletas criollos volverán a hacer su preparación en el país.

Al respecto Álvarez agregó: “Tenemos que ubicar los mejores centros del país para que nuestros atletas se puedan concentrar. Creo que los que están en altura serán los más utilizados, tomando en cuenta las condiciones geográficas de Bolivia”.

El COV hace un llamado a que la planificación de la preparación de los atletas criollos se debe hacer de manera continua y no por tajos, como asegura que se han venido cumpliendo en los últimos años.

“No podemos seguir viendo la preparación de los atletas por etapas, la misma debe ser una sola desde los Juegos Bolivarianos hasta los Olímpicos. Si queremos seguir creciendo y compitiendo con los mejores de la región, no debemos verlo como un año fiscal, que se inicia en enero y culmina el 31 de diciembre”, exclamó Álvarez.

Cambios
Debido a que la Organización Deportiva Bolivariana (Odebo) renovó su junta directiva, Eduardo Álvarez, asegura que delegaciones como Colombia ya no podrán seguir manipulando los Juegos para ganarlo como lo hicieron en la edición pasada, en la que eliminaron pruebas donde Venezuela era fuerte y ampliaron el cono de medallas en las que los locales eran fuertes para ampliar su ventaja en el medallero.

Información CORREO DEL ORINOCO