***La revisión sobre la legalidad en el uso de la deuda pública se activó por solicitud realizada del actual presidente del Ecuador, Lenín Moreno

CIUDAD MCY.-El expresidente de Ecuador, Rafael Correa, desestimó las acusaciones presentadas por la Contraloría General del Estado que lo señalan como responsable de la contratación de deuda pública tanto interna y externa durante su mandato.

La Contraloría General del Estado notificó el lunes a Correa que pondrá en marcha una veeduría ciudadana para auditar la legalidad de la deuda pública interna y externa (negociación de contratos petroleros con empresas chinas) adquirida en enero de 2012 y mayo de 2017.

En lo que respecta a la deuda externa, el partido Unión Popular sostiene que en los contratos firmados por Ecuador con una empresa energética china durante el mandato de Correa, supuestamente existió un perjuicio para el Estado de al menos 2 mil millones de dólares tras la intermediación petrolera.

Aclaró a los periodistas, asimismo, que lo están culpando de haber firmado un decreto en 2016, que establece supuestamente un manual de deuda pública del Fondo Monetario Internacional (FMI).

Explicó, además, que el citado manual es el que se usa en la Cepal (Comisión Económica Para América Latina y el Caribe) y en la mayoría de países de América Latina.

Denunció que, como este procedimiento no conviene a las aspiraciones de la oposición, esta ha querido demostrar que había sobreendeudamiento y declarar ilegal el referido decreto presidencial.

Información HISPANTV