**De acuerdo con el comunicado de la Cancillería ecuatoriana, “el comportamiento de Assange pone en riesgo las buenas relaciones con el Reino Unido y con la UE».

CIUDAD MCY.- El Gobierno ecuatoriano defendió su decisión de cortar las comunicaciones externas al fundador de Wikileaks, Julian Assange, asilado en su Embajada en Londres, aduciendo que existe un acuerdo por escrito entre las partes sobre no interferir en los asuntos internos de los Estados y Assange lo incumplió.

“El Gobierno del Ecuador confirma categóricamente que el señor Assange se comprometió, libre y voluntariamente, a no interferir en los asuntos internos de los Estados, a respetar las leyes del Estado e incluso señaló que defendería los intereses de Ecuador como lo haría el mejor de sus ciudadanos”, se lee en el comunicado publicado este domingo por la Cancillería ecuatoriana.

El Gobierno de Ecuador, presidido por Lenín Moreno, restringió el miércoles el acceso a comunicaciones con el exterior al cibernauta, asilado en su embajada desde 2012, por violar un acuerdo al que se había comprometido a no emitir opinión de otros países.

La medida se tomó en respuesta al pronunciamiento que hizo Assange el pasado lunes por Twitter, sobre la expulsión de diplomáticos rusos de países occidentales debido al envenenamiento del exespía ruso Serguéi Skripal en el Reino Unido.

En cualquier caso, el Gobierno de Ecuador advirtió que “el comportamiento de Assange, con sus mensajes a través de las redes sociales, pone en riesgo las buenas relaciones de su país con el Reino Unido, con el resto de los Estados de la Unión Europea y otras naciones”.

Información HISPANTV