Una historia basada en la novela Un vampiro en Maracaibo FOTO CORTESÍA

CIUDAD MCY.- La historia de un asesino chupasangre que se perpetúa a largo del siglo XX y la de un escritor que es cautivado por el siniestro personaje se mezclan en la película El vampiro del lago, ópera prima del realizador Carl Zitelmann que llegará a las salas de cine el próximo 1° de junio.

Se trata de un thriller negro, escalofriante y misterioso que se basa en la novela Un vampiro en Maracaibo, del escritor Norberto José Olivar. El filme lo protagonizan Miguelángel Landa, Sócrates Serrano, Eduardo Gulino y Abilio Torres; se dio a conocer mediante una nota de prensa difundida por el equipo de producción.

El guión estuvo a cargo del propio Zitelmann, quien recibió asesoramiento del veterano escritor para cine Frank Baíz. Completan el cartel actoral Julie Restifo, Paúl Gámez, Francisco Díaz, Javier Vidal, María Antonieta Delgado y Carla Müller. El largometraje fue financiado por el Centro Nacional Autónomo de Cinematografía (CNAC).

“Traté de ser lo más fiel posible a la historia, porque sin duda es uno de mis libros favoritos. Fue un reto adaptar una novela tan interesante, compleja y que además me guste tanto. Siempre trato de conservar todo, pero hay cosas que necesariamente hay que cortar y dejar ir. Mantuve la esencia de la novela y sus personajes principales”, contó el realizador en una entrevista realizada por el CNAC durante el período de rodaje.

El tráiler del filme puede verse en YouTube, al igual que un “detrás de cámaras” con detalles de la filmación.

Este es el primer largometraje de Zitelmann, quien en su currículum ostenta un premio Grammy Latino, ganado en 2014 en la categoría Mejor Video, por Flamingo, producción que realizó para el tema de la banda venezolana La Vida Bohéme.

AVN