Los brigadistas se comprometieron con la alcaldesa Miriam Pardo a ser garantes del cumplimiento de la ley FOTO PRENSA ALCALDÍA DE SUCRE

CIUDAD MCY.-En el municipio Sucre, atendiendo los llamados del presidente Nicolás Maduro de resguardar a las familias venezolanas y del gobernador Marcos Torres de combatir a los especuladores, el Gobierno local, a cargo de Miriam Pardo, realizó el jueves a través de la Superintendencia de Administración Tributaria Municipal (Sudatrim) una reunión con los 32 líderes y principales voceros de la UBCh que hacen vida en la jurisdicción, con el firme propósito de crear y poner en marcha la Brigada de Inspección contra la Guerra Económica, a fin de hacer cumplir el decreto 002-2018 ordenado por la mandataria local.

Andy Becerra, director de la Sudatrim, manifestó que el objetivo de la brigada será fiscalizar los principales comercios de la jurisdicción y verificar si se está dando cumplimiento al decreto, el cual reza que los abastos que se encuentren haciendo uso indebido del punto de venta a través de avances en efectivo, recarga en los precios por el uso del punto de venta y la aceptación del actual cono monetario, podrían llegar a ser sancionados por estas razones.

Indicó que se realizará la inducción a los jefes de UBCh para que ellos sean multiplicadores de la información. “Realizamos la primera reunión con los voceros de la UBCh con el objeto de iniciar la creación de una brigada de inspección, donde los jefes de cada agrupación serán coordinadores de fiscalización”, señaló.

Del mismo modo, el director de Sudatrim denunció que “el nuevo cono monetario no está siendo aceptado por algunos comercios, y este organismo será garante de la verificando e inspección durante este primer abordaje, el cual se tiene programado realizarlo la última semana de mayo. Todos los negocios deberán tener visibles los precios indicados en bolívares soberanos”.

Igualmente, Becerra detalló que el próximo 28 de mayo las fuerzas vivas del municipio tendrán un segundo encuentro para afinar los detalles de la inspección, como también dijo que se debe crear la cultura de solicitar la factura fiscal al momento de realizar una compra.

Asimismo, explicó que se sancionará a los comercios que no acaten lo estipulado en el decreto 002-2018. “De encontrarse algún establecimiento ejerciendo esta mala práctica tomaremos acciones que están estipuladas en el decreto, como es la multa que oscila desde 5 mil UT a 10 mil UT; aunado a esto la apertura de auditorías fiscales y posibles cierres temporales de acuerdo a la gravedad de la falta que hagan estos comercios”, finalizó.