CIUDAD MCY.- Duberlí Rodríguez, presidente del Poder Judicial de Perú, anunció este jueves mediante una misiva su dimisión en medio de una crisis política en la administración de justicia tras la denuncia de tráfico de influencias de jueces y magistrados. “Dada la crisis institucional que atraviesa el Poder Judicial, presento mi renuncia irrevocable al cargo de presidente del Poder Judicial de la Corte Suprema de Justicia de la República, así como del Consejo Ejecutivo del Poder Judicial”, comunicó Rodríguez en su carta. También, el presidente del Consejo Nacional de la Magistratura (CNM), Orlando Velásquez, junto con los consejeros de este organismo, Maritza Aragón y Hebert Marcelo, presentaron su renuncia este mismo jueves en medio de la grave crisis por casos de corrupción. La implicación de CNM es de suma importancia ya que el organismo es encargado de designar, ratificar y destituir a jueces y fiscales y a los jefes de la Oficina Nacional de Procesos Electorales (ONPE). La denuncia de tráfico de influencias estalló hace casi dos semanas tras la difusión de conversaciones telefónicas de jueces en las que parecen pactar ascensos y sentencias. El presidente Martín Vizcarra anunció que presentaría al Congreso un proyecto de reforma del sistema judicial. El escándalo llevó al Poder Judicial de Perú a declararse en emergencia por 90 días, una medida que se aplica para los órganos administrativos de la Corte Suprema de Justicia y del Consejo Ejecutivo, Distritos Judiciales, Sala Penal Nacional, Sistema Especializado en Delitos de Corrupción de Funcionarios, y a la Gerencia General. Información HISPANATV