CIUDAD MCY.- Los demócratas recuperaron el control de la Cámara de Representantes al obtener 219 curules ante los 193 que consiguieron los republicanos. Esta victoria en las elecciones legislativas de este martes, significa el fin de la hegemonía republicana en el Poder Legislativo y puede cambiar significativamente la dinámica política en el país.

La victoria del Partido Demócrata, al alzarse con la Cámara de Representantes después de ocho años de dominio republicano, indica que podrán tener el control de las comisiones, impulsar leyes y abrir procesos de investigación y gestión de poder.

Ahora podrán bloquear la agenda legislativa del presidente Donald Trump. Ahora, con los demócratas controlando la Cámara de Representantes, las posibles iniciativas republicanas, especialmente las relacionadas con posibles recortes de beneficios sociales como los vales de alimentación o la seguridad social, no podrán prosperar en el Capitolio.

El Partido Republicano logró mantener el control del Senado, al conseguir 51 asientos, frente a los 45 que alcanzaron los Demócratas, por los que estos últimos no podrán dar inicio al proceso de juicio político contra el presidente Donald Trump ya que no cuentan con la mayoría en la Cámara Alta.

Con los republicanos controlando el Senado y los demócratas la Cámara de Representantes en un ambiente político polarizado, es poco probable que el Congreso logre aprobar leyes significativas, reseñó este miércoles BBC Mundo.

Información AVN