La ciudad de Alepo está a pocos kilómetros de la zona desmilitarizada acordada entre Rusia y Turquía | FOTO TELESUR

CIUDAD MCY.- El Gobierno sirio envió una misiva al secretario general de la ONU, António Guterres, y otra al Consejo de Seguridad para demandar que condenen el ataque con gases tóxicos llevado a cabo en la ciudad de Alepo.

El Ministerio de Exteriores de Siria instó a la ONU a tomar “medidas disuasorias, inmediatas y punitivas” contra los Estados y regímenes que financian el terrorismo, según un comunicado.

“Pedimos al Consejo de Seguridad de la ONU la condena inmediata y fuerte de este crimen terrorista”, afirmó el Ministerio en la nota.

Al menos 107 civiles fueron hospitalizados el pasado sábado con síntomas de intoxicación, según fuentes médicas citadas por la televisión pública y por la agencia oficial SANA.

El comunicado del Gobierno sirio afirmó que el ataque fue “resultado de que varios países facilitaron la llegada de los materiales químicos a los grupos terroristas”, aunque no citó a estos países.

Asimismo, aseguró que se suministraron armas químicas a los terroristas para usarlos contra civiles y culpar al Gobierno sirio montando “un teatro”.

El Ministerio de Defensa de Rusia confirmó el ataque químico contra zonas residenciales de la ciudad siria de Alepo y adelantó que pedirá explicaciones a Turquía, país garante del alto el fuego en la zona de distensión de Idlib.

Información TELESUR