Para el juez no hubo responsable por la muerte de Santiago ni nadie forzó su desaparición | FOTO SPUTNIK

CIUDAD MCY.- El juez federal Gustavo Lleral ordenó el cierre de la investigación por la desaparición y muerte de Santiago Maldonado por considerar que su fallecimiento se produjo por una “sumatoria de incidencias” y que “nadie fue penalmente responsable por su muerte”. El magistrado dispuso además la absolución del gendarme Emmanuel Echazú, único imputado tras la represión de Gendarmería en la comunidad Pu Lof en Resistencia de Cushamen.

Para Lleral no hay ningún responsable por la muerte de Santiago, a pesar de que él mismo reconoce que falleció mientras “huía”. “Los hechos que se presentaron en el presente caso no constituyen delito.
Nadie forzó la desaparición de Santiago. Nadie resultó señalado, por la prueba que se colectó, como autor de aquella hipótesis delictiva. Nadie fue penalmente responsable de su muerte”, reza la sentencia.

Al narrar cómo cree que fue la muerte de Santiago, el juez habló en términos de “verdad”. “La verdad se mostró sencilla, sin fascinaciones. Santiago estaba en el lugar donde lo vieron por última vez. Allí, él solo, sin que nadie lo notara, se hundió”, indicó el magistrado. En breve relato explicó que fue una “sumatoria de incidencias” las que terminaron con la vida del joven.

El fallo asegura que se pudo “dar con la verdad que rodeó la desaparición y el fallecimiento de Maldonado”, y apunta contra todos los que reclamaron justicia con una versión distinta a la suya. El juez habló de ciertos intentos de “presentar los hechos de un modo absurdamente diverso a su esencia”.

“Negarse a ver la realidad es materializar lo absurdo y vivir en la mentira”, insistió al sostener su postura.

El 17 de agosto del año pasado, buzos de Prefectura encontraron el cuerpo de Santiago flotando en un sector del Río Chubut revisado seis veces antes. Las pericias judiciales, algunas cuestionadas por la querella, indicaron únicamente que murió ahogado.

Información NODAL