Una historia que se divide en tres actos | FOTO CORTESÍA

CIUDAD MCY.- La obra Idomeneo, rey de Creta es una de las óperas mejor acabadas de Wolfgang Amadeus Mozart.

Y en el Sistema Nacional de Orquestas y Coros Juveniles e Infantiles de Venezuela fue estrenada por los músicos de la Coral Nacional Simón Bolívar junto a la Orquesta Sinfónica Simón Bolívar de Venezuela (Oddbv).

La presentación cuenta con puesta en escena y es gratuita, con una última función este domingo a las 4:00 pm, en la Sala Simón Bolívar del Centro Nacional de Acción Social por la Música, al lado del Metro Colegio de Ingenieros, en Caracas.

Esta historia de tres actos empieza con un infortunio. Al regresar de la guerra de Troya, la embarcación de Idomeneo, el rey de Creta, es embestida por una portentosa tempestad.

Es por ello que este angustiado rey le implora a Neptuno, el dios del mar, que si le salvaba de aquella tormenta le ofrecería en sacrificio la vida de la primera persona que viera al llegar a tierra firme.
Una vez que la embarcación atracó en su patria, el rey griego es recibido por el príncipe de Creta, Idamante, su único hijo.

Esta realización cuenta con la dirección artística del maestro de técnica de expresión del Teatro alla Scala, Marco Gandini.

Él, al frente de la producción, perfiló detalles, ideó la dramatización y sugirió expresividades a los solistas que actuarán junto a todas las voces de la agrupación.

“La coral es estupenda en la obra, y reveló su capacidad interpretativa ante los momentos que toca representar furia, terror, tristeza o celebración.

En fin, la ópera es perfecta para el coro y se hará una edición donde Idamante es tenor, lo que la hace fantástica”, afirmó el maestro Gandini.

Con respecto a esta ópera mozartiana, expresó: “La obra habla de la patria, del exilio, la guerra y el amor.

Toda la historia se entreteje por medio de la guerra o la tragedia, y al final, conquista la paz.
Este es un mensaje muy positivo: la paz se convierte en la recompensa de un turbulento camino”.

Información CORREO DEL ORINOCO