CIUDAD MCY.- El presidente de la República Bolivariana de Venezuela, Nicolás Maduro, describió como “un paso de paz” su juramentación para el periodo presidencial 2019-2025.

«Es un importante acto de carácter constitucional, institucional que es un paso de paz para nuestro país», expresó el jefe de Estado al inicio de su alocución tras ser juramentado en la sala Plena del Tribunal Supremo de Justicia (TSJ).

Asimismo, añadió que la sentencia firme y definitiva del Máximo Tribunal del país que convocó el evento contenido en el artículo 231 de la Constitución de la República Bolivariana de Venezuela fue un evento de reafirmación de la paz.

“Son eventos que suman al conjunto de fuerzas políticas e institucionales de paz para nuestro pueblo”, reafirmó, pues precisó que el poder Constituyente del año 1999 tomó previsiones para que cualquier conflicto político entre el parlamento y el presidente electo pudiera ser resuelto de manera pacifica, con la mediación del TSJ ante cualquier causa sobrevenida.

Al respecto sentenció que se ha cumplido lo establecido en la Constitución y por ello, desde este jueves asume el nuevo periodo constitucional. «Estoy de pie para llevar democráticamente las riendas de nuestra patria hacia un mejor destino», sentenció.

El mandatario dio una calurosa bienvenida a las altas delegaciones de 94 países y diversos organismos internacionales que lo acompañaron durante la investidura, entre quienes estaban los presidentes de Bolvia, Evo Morales, de Nicaragua, Daniel Ortega y de Cuba, Miguel Díaz-Canel.

También saludó la presencia del presidente de la plenipotenciaria Asamblea Nacional Constituyente, Diosdado Cabello; el magistrado Maikel Moreno, presidente del Tribunal Supremo de Justicia; el presidente del Consejo Moral Republicano, Tarek William Saab y la Presidenta del Consejo Nacional Electoral, Tibisay Lucena.

El mandatario denunció nuevamente que se haya pretendido convertir la toma de posesión de su nuevo período presidencial en una guerra mundial, subrayando que Venezuela continuará recorriendo un camino de paz, sin caer en provocaciones externas.

AVN