El diplomático portugués insistió en evitar la violencia a toda costa y que no se utilice fuerza letal en ninguna circunstancia FOTO CORTESÍA

CIUDAD MCY.- El secretario general de la ONU, António Guterres, este domingo llamó a reducir las tensiones en Venezuela y a hacer lo posible para evitar la violencia a toda costa.

La oficina del portavoz del titular de Naciones Unidas indicó por medio de un comunicado que Guterres sigue con preocupación la escalada de tensiones en el país suramericano, donde la víspera se intentó forzar la entrada de cargamentos con supuesta ayuda humanitaria enviada por Estados Unidos.

Por ello, el diplomático portugués instó a los actores a reducir las tensiones y hacer todo lo posible para evitar una mayor escalada y la muerte de civiles.

A Guterres le conmociona y apena la pérdida de vidas de civiles en el contexto de los acontecimientos sucedidos el día sábado, apunta el comunicado.

La víspera, desde Colombia y Brasil se intentó sin éxito penetrar las fronteras venezolanos con cargamentos enviados por Estados Unidos, pero la ONU y la Cruz Roja Internacional decidieron no participar en esas entregas y advirtieron sobre la politización de la asistencia humanitaria.

Movilizaciones rechazaron injerencia en Venezuela

Diversas expresiones de solidaridad se han registrado en el mundo para rechazar la injerencia del Gobierno de Estados Unidos (EEUU) y el intento de golpe de Estado en Venezuela.

En Portugal se realizó un acto de solidaridad por la defensa de la paz e independencia de Venezuela en Lisboa (capital), en el cual participaron miembros de la Confederación General de Trabajadores Portugueses- Intersindical Nacional y del Consejo Portugués para la Paz y la Cooperación.

Desde Canadá, sectores de la población marcharon desde la sede de la oficina del primer ministro Justin Trudeau hacia Embajada estadounidense para exigir “que mantenga sus manos codiciosas fuera de los recursos de Venezuela”.

Por su parte, la Embajada de Venezuela en Perú informó que la juventud socialista acudió a la histórica Plaza de Armas en Arequipa (sur) en defensa de la Revolución Bolivariana frente a las amenazas imperialistas.

PRENSA LATINA | TELESUR