CIUDAD MCY.- El portal de noticias, Cuba Sí, denunció que la política editorial del diario estadounidense The New York Times (NYT) es favorable a la campaña de fake news (falsas noticias) que promueve EEUU contra el gobierno de Venezuela.

En un artículo escrito por M. H. Lagarde, el medio resaltó que el diario estadounidense había abonado el camino para arremeter con «credibilidad» contra el país suramericano a través de un «inusual favor»: la confirmación de que un grupo de guarimberos había quemado una gandola de la supuesta ayuda humanitaria para Venezuela el pasado 23 de febrero.

«Alguien me alertó del inusual favor que la prensa imperial le hacía a la Revolución Bolivariana: ‘Con la supuesta verdad ya conocida, y publicada, están buscando credibilidad sobre el tema Venezuela. Es la vieja estrategia de una de cal y otra de arena. Prepárate para la mentira disfrazada de verdad que van a soltar después'», relató el periodista.

Tal advertencia tuvo claridad el pasado domingo, cuando NYT publicó un reportaje acusando al Gobierno de Venezuela de supuestamente utilizar medicinas y alimentos para presionar a los ciudadanos antes de las elecciones presidenciales de 2018, a través de los médicos cubanos que laboran en el país.

De acuerdo a Cuba Sí, hay dos grandes trasfondos en el reportaje del NYT: El primero, poner en duda la legitimidad de las elecciones de mayo de 2018. El segundo, poner en entredicho la solidaria ayuda médica cubana al país, replicando el mensaje de injerencia cubana que desde Washington promueven.

Además, el portal destaca que el reportaje fue publicado semanas después de que el gobierno cubano rechazara un recurso presentado por los senadores Robert Menéndez y Marco Rubio para reactivar el programa de Parole, establecido inicialmente durante el Gobierno del ex presidente George W. Bush, con el objetivo de instar a médicos cubanos que prestan apoyo en diversos países a abandonar sus misiones y emigrar a EEUU.

Asimismo, consideró que no sería raro si las fuentes utilizadas por NYT formaran parte de la «reactivación» del programa y que los editores del «prestigioso» periódico desconocen que tales testimonios no tendrían validez si se tiene en cuenta que su probable admisión a EEUU esté condicionada por los servicios que puedan prestar a la campaña de mentiras contra Cuba.

«Es la política migratoria de la verdad o la visa», subrayó.

El presidente de Cuba, Miguel Díaz-Canel, condenó las acusaciones del diario estadounidense contra la Misión Médica Cubana en Venezuela, y refirió que las mismas alimentan la guerra de odio que promueve EEUU contra ambas naciones.

El pasado lunes, el medio de información alternativa Cubadebate denunció que un reportaje publicado por el NYT sobre la Misión Médica Cubana en Venezuela tiene objetivos propagandísticos alineados a las fuerzas que buscan una intervención en Venezuela.

AVN