CIUDAD MCY.- El canciller de la República, Jorge Arreaza, calificó como un espectáculo triste y violatorio que la policía estadounidense irrumpiera en la sede diplomática venezolana en Washington para arrestar a los activistas que se encontraban resguardando el edificio.

“Fue un espectáculo triste y violatorio. La Convención de Viena fue violada, nosotros rompimos las relaciones diplomáticas con Estados Unidos”, expresó.

Durante una entrevista concedida a Telesur, el ministro rpara las Relaciones Exteriores ratificó que Venezuela está evaluando las respuestas a Estados Unidos dentro del Derecho Internacional.

“Este caso de Venezuela es un precedente y pone en riesgo todas las misiones diplomáticas en todo el mundo. Nosotros creemos que las faltas al Derecho Internacional no se responden con más faltas”, expresó.

Precisó que es momento de la diplomacia. “Se lo decimos a Mike Pompeo: han fallado en todas sus decisiones y estrategias en Venezuela, están en un laberinto sin salida”.

“Aquí están las manos abiertas de Venezuela para trabajar, volvamos a respetar el derecho internacional y la latinoamericanidad de nuestra región”, pidió.

El jefe de la cartera de Exteriores recalcó que la oposición y el Gobierno se encuentran dialogando en Noruega debido a que es ese el camino para el entendimiento “Hay una burguesía y un imperio que quieren apoderarse del control de las riquezas, fue un largo debate de comprensión. El diálogo es la vía, no es bueno dar detalles de este proceso. Son buenas noticias porque el diálogo siempre son buenas noticias”, declaró.

Remarcó que el Gobierno venezolano ha agotado todas las instancias con el Gobierno de Colombia para “establecer un diálogo sobre la situación en la frontera, pero ellos no quieren dialogar y apuestan al golpe de Estado”.
En ese sentido, reiteró que Venezuela está dispuesta a colaborar por la paz en Colombia y resolver los problemas internos, y solicitó al Gobierno de Iván Duque no utilizar a la nación venezolana para distraer de la realidad colombiana.

“Para distraer de la dramática realidad de Colombia están usando a Venezuela. Es una manera de obviar su realidad, ellos tienen que negociar con el Ejército de Liberación Nacional (ELN) en su territorio. Dejen de utilizar a Venezuela como un comodín para olvidar sus propios problemas internos. Ellos tienen que entender en Colombia que tienen es que asumir sus propios problemas”.

Información AVN