28 niños participaron en este excelente taller FOTO PRENSA MPPC

CIUDAD MCY.- La ancestral tradición de La Cruz de Mayo, su ritual, cantos y arraigo en el país y los pueblos costeños de Aragua, fueron conocidos por estudiantes de la Unidad Educativa Nacional Bolivariana Felipe Guevara Rojas de Maracay, en un taller teórico-práctico, facilitado por personal del Gabinete estadal del Ministerio del Poder Popular para la Cultura, en el Centro Cultura Higuaraya Capanaparo de Maracay.

En efecto, Jesús Ochoa, especialista de Patrimonio del Gabinete del MPPC Aragua, y Lillineth Mejía, cultora y operadora, junto a Higuaraya Silva Flores, directora del Centro Cultural, recibieron a los 28 niños y niñas cursantes de cuarto, quinto y sexto grado, acompañados de la docente de música Rossanna Chacón y el cultor Argenis Piña.

Ochoa habló sobre la festividad, una de las más extendidas en territorio venezolano, que comienza el 3 de mayo cuando entre cantos, rezos y peticiones, se realiza el velorio para recibir a la Cruz de Mayo, tradición que fue impuesta por los conquistadores españoles y sacerdotes, que conmemoraban ese día el hallazgo de la Cruz donde murió cristo, por parte de Santa Elena, y ese sigue siendo el motivo del ritual para la Iglesia Católica.

Indicó que se acostumbra vestir la Cruz, adornarla, montarla en un altar y alumbrarla. Originalmente se adorna con hojas de maíz, flores naturales, madera para su elaboración, aunque en este caso lo harían con material de provecho. Indicó que en el ritual de la Cruz de Mayo deben estar presentes los cuatro elementos: agua, aire, tierra y fuego. Finalmente, precisó que en el año 2014 la Cruz de Mayo en su diversidad fue declarada Patrimonio Cultural de Venezuela por el Gobierno Bolivariano.

Lilineth Mijares se refirió asimismo a los cantos que se le hacen a la Cruz, La fulía, décimas, tonos, sirenas, e hizo énfasis en que esto varía de acuerdo con los pueblos. Destacó igualmente que el 31 de mayo es el Velorio de despedida y entrada de San Juan Bautista, el Santo patrono de los pueblos de la costa.

PRENSA MPPC