El Velorio de la Cruz de Mayo le da la bienvenida a San Juan Bautista FOTO PRENSA MPPC

CIUDAD MCY.- Este viernes 31 de mayo se celebró una de las tradiciones de gran arraigo en los pueblos afrodescendientes, el llamado Velorio entrada de mes, o el despertar de San Juan o simplemente Entrada de mes, porque se despide a la Santísima Cruz de Mayo y se le da la bienvenida al santo patrón de las costas venezolanas.

Sobre esta tradición conversamos con dos reconocidos cultores aragüeños, Hilaria Sebastiana Tovar, primera capitana de San Juan Bautista Turiamo San Miguel, referente del Sistema Nacional de las Culturas Populares (SNCP) del Ministerio del Poder Popular para la Cultura, oriunda del pueblo de Turiamo, cuyos habitantes fueron desterrados de la bahía del mismo nombre en 1957, durante la dictadura perezjimenista.

Y José “Neno” Uribe, promotor cultural de los pueblos de la costa de Aragua, trabajador de la Secretaría de Cultura de Aragua y también referente del Sistema Nacional de Culturas Populares del MPPC.

Este 31 de mayo, en la casa ubicada en la avenida 103 número 34 de La Coromoto, en Maracay, municipio Girardot, se hizo un Velorio de entrada de mes. “Se le dice así porque a las doce de la noche tenemos como tradición y costumbre apagar las luces, guardar silencio y entregarle cuerpo, espíritu y canto a San Juan”.

A las doce de la noche de ese mismo día retiran a la Santísima Cruz y cuando se encienden las luces ya está San Juan en el altar, que aparece con cantos, con alegría. Se canta un sangueo, después una voz de sirena que realiza la primera capitana, luego se brinda a los presentes y se le entonan cantos de sirena y de tambor, y sigue, sigue, sigue hasta el amanecer.

Por su parte, “Neno” Uribe explica que en el sector La Cruz–Tejerías, en El Limón, municipio Mario Briceño Iragorry, la Federación de San Juan Bautista y la Cofradía de San Juan Bautista de Cruz de Mayo El Limón hacen la procesión de la Virgen de Lourdes, una tradición que tenían en Cumboto, su pueblo natal, y se la trajeron.

“Entonces empezamos el recorrido, donde se para la gente vamos rezando, y entonamos todos los cantos gregorianos, como los aprendimos en Cumboto. Cuando llegamos al sector La Cruz, viene la coronación de la Virgen, este año la va a coronar Isabel Pantoja, una niña de diez años, y luego de la coronación al repicar de tambores, el sangueo viene lejos”.

Se apagan las luces, desaparece la Cruz de Mayo y aparece el santo patrón de las costas venezolanas. Eso ocurre a las doce de la noche y ahí viene el golpe de tambor y se le canta el Ave María, cuando ya San Juan viene entrando a su sitio de custodia, a su nicho.

Después vienen los cantos de sirena y golpe de tambor para finalizar la parte de la Entrada de Mes.

El cultor destaca que este es el segundo proceso. “Recuerden que empezamos con la transición religiosa y cultural que sucede sólo en cuatro estados de Venezuela: Aragua, Carabobo, Miranda y Vargas, que se celebra La Virgen del Carmen, La Cruz de Mayo, San Juan Bautista y los Diablos Danzantes de Corpus Christi.

El día 21 de junio se abre el solsticio de verano, que es el día más largo, y dos días después el embarque y desembarque de San Juan Bautista. “Es tan importante que cuando lo hacemos se llena uno de sentimiento, de alegría, de paz, de amor, pedimos porque nuestra Venezuela siga adelante. Que nuestros líderes sociales y políticos dialoguen, se pongan de acuerdo para que Venezuela siga siendo bella, en paz; y no que nos conozcan nada más como un país petrolero que tiene las mujeres más lindas, no. Queremos que nos conozcan por nuestras bondades, la gente, y estas tradiciones son una de ellas”, comenta finalmente el reconocido cultor.

PRENSA MPPC