CIUDAD MCY.- La delegación de Uruguay se retiró este jueves de 49ª Asamblea General de la Organización de Estados Americanos (OEA) por la presencia de enviados del exdiputado de la Asamblea Nacional – instancia en desacato desde 2016 – Juan Guaidó, debido a que estas acciones carecen de legitimidad y viola las normativas del organismo internacional.

Mediante un comunicado, publicado en el portal web del Ministerio de Relaciones Exteriores de la nación suramericana, Uruguay advirtió que la OEA está siendo utilizada «en pos de intereses ajenos a los principios y fundamentos establecidos en la Carta de la Organización».

En este sentido, recordó que desde el pasado 27 de abril, Venezuela se retiró de manera oficial de la OEA, luego de que se cumplieran los trámites necesarios para su separación con el organismo.

«Uruguay entendió que la presencia de una delegación supuestamente representante del gobierno de un país que se ha retirado de la Organización -y que no es reconocido por la mitad de la membresía de la OEA – , carece de toda legitimidad, violenta su normativa jurídica y sienta un gravísimo precedente para el futuro de la Organización, minando seriamente la credibilidad de la Secretaría General», refiere el comunicado.

De acuerdo con medios internacionales, la decisión de Uruguay de su retiro de la Asamblea General – que se lleva a cabo en Medellín, Colombia, hasta este viernes – se debió a que la representación de Guaidó se presentó en la sesión plenaria, delegación que fue rechazada por México, Uruguay, Bolivia y Nicaragua, así como algunos países del Caribe.

«Si esta asamblea convalida estas credenciales está, por la vía de los hechos, reconociendo un nuevo gobierno de Venezuela. Y en eso el Uruguay no puede transar. Ni debería permitirlo ninguna nación democrática de este continente», aseveró el subsecretario de Relaciones Exteriores de Uruguay, Ariel Bergamino.

Información AVN