CIUDAD MCY.- Este viernes fue activado por el ministro para la Defensa, Vladimir Padrino López, el Comando de Operaciones Especiales General en Jefe Félix Antonio Velázquez, instancia militar que estará ubicada en el Centro de Adiestramiento de Combate y de Operaciones Aerotransportadas, en el sector La Placera de Maracay.

Desde allí, el ministro reafirmó el compromiso y la disposición de defender la independencia y la integridad en todos los espacios geográficos de Venezuela de la Fuerza Armada Nacional Bolivariana (FANB), aludiendo las amenazas que en días recientes esgrimiera el presidente de los Estados Unidos de intervenir militarmente a la Patria de Bolívar.

Explicó que la conformación de fuerzas de acción especial, tropas de acción rápida y fuerzas especiales es uno los conceptos más revolucionarios en el ámbito de defensa de la soberanía.

“Según instrucciones del presidente, Nicolás Maduro, nos paramos firme en Maracay para exigir respeto por Venezuela y le decimos al imperio norteamericano que este pueblo está dispuesto a defender a su Patria de punta a punta”.

FANB A LA ORDEN DE LA ANC

Durante su participación en el acto, el general en jefe valoró las más de ocho millones de personas que salieron el pasado 30 de julio a pedirle a la dirigencia política de la derecha la paz, votando en la elección de la Asamblea Nacional Constituyente (ANC).

También celebró que los sectores políticos que antes llamaban a la violencia hoy asisten a registrarse para participar en las próximas elecciones regionales a celebrarse en octubre.

En este contexto, Padrino López apuntó que la reciente conformación por parte de la ANC de la Comisión de la Verdad para hacer justicia, constituye una propuesta acertada. “Como soldado y ministro me pongo a la orden para establecer todos los hechos en los cuales se haya incurrido en cualquier violación de derechos humanos por parte de la FANB, a propósito de los actos violentos y terroristas que factores políticos propiciaron en los meses anteriores”, acentuó.

MARTHA JAIMES
PRENSA GOBIERNO BOLIVARIANO DE ARAGUA