Quevedo pidió ante la justicia venezolana e internacional que se abran investigaciones a uno de los actos más deshonrosos que pueda cometer un venezolano FOTO RNV

CIUDAD MCY.- El ministro del Poder Popular de Petróleo y presidente de Petróleos de Venezuela, Manuel Quevedo, denunció el hurto y desmantelamiento de la empresa Monómeros Colombo-Venezolanos, propiedad de Pequiven, ente adscrito al Ministerio del Poder Popular de Petróleo, ubicada en Barranquilla, Colombia, por parte de Juan Guaidó, quien nombró una junta directiva, lo cual configura el mayor robo a la Nación después del despojo realizado a la empresa CITGO propiedad de PDVSA, en Estados Unidos.

Quevedo aseguró que el grupo conformado por: Jon Bilbao, Carmen Elisa Hernández, José Alberto De Antonio, José Ignacio González Álvarez y Yadid Jalaf Reyes, está siendo apoyado por el actual presidente de la República de Colombia, Iván Duque, para desarticular una empresa totalmente activa.

“Para el año 2018 estaba produciendo 860.000 toneladas de fertilizantes, es decir el 92% de su capacidad de producción; ahora, para el año 2019 ha alcanzado 22% de su capacidad, es decir, 176 mil toneladas”, informó el titular de la cartera energética nacional.

Asimismo, denunció el despido de más 130 trabajadores siendo estas las políticas aplicadas por dicho grupo de usurpadores.

De igual forma, ratificó el hurto de la filial de Pequiven teniendo como pruebas un comunicado publicado por la empresa en su red social Twitter donde informan de una explosión en el complejo industrial, específicamente en la planta de sulfato de sodio, en donde la junta directiva nombrada por el ciudadano Juan Guaidó colocó que dicha empresa está fuera de servicio y en proceso de desmonte.

“Esto es un robo que no tiene comparación en la historia en la industria petrolera, gasífera y petroquímica, liderado por el diputado Guaidó. Dicha junta directiva reconoce el desmantelamiento por parte, por chatarra de esta empresa que pertenece a Venezuela”, dijo el ministro Quevedo.

Declaró que es oprobiosa la conducta de Guaidó quien, además, se ha visto relacionado con “delincuentes y con escándalos de robo a la Nación, específicamente a nuestra empresa Citgo, ubicada en los Estados Unidos, así como el manejo doloso de algunas de sus operaciones, el arrebato de nuestras refinerías en República Dominicana, en Jamaica y el asalto a las cuentas bancarias en divisas que pertenecen a Pdvsa y sus filiales”.

En ese sentido, Quevedo pidió ante la justicia venezolana e internacional que se abran investigaciones a uno de los actos más deshonrosos que pueda cometer un venezolano y sus cómplices en el exterior.

Hizo un llamado a todo el pueblo de Venezuela y a la comunidad internacional a desenmascarar al ciudadano Juan Guaidó y a esta banda de criminales que se han dedicado a saquear los ingresos y recursos que pertenecen al pueblo venezolano. “Ha sido toda una operación meticulosamente calculada a detalle para perjudicar las operaciones de Pdvsa, Pequiven, y de toda la industria petrolera, gasífera y petroquímica venezolana”, aseguró Quevedo.

Finalmente, el ministro manifestó que dichas personas y acciones han querido afectar la tranquilidad, la paz ciudadana y el mercado interno, por lo que con esto queda demostrado una vez más la traición y el robo descarado que encabeza el diputado Juan Guaidó, sus aliados en el exterior como el gobierno que encabeza el presidente de Colombia, Iván Duque, y el Gobierno de los Estados Unidos.

RNV