Vecinos que se encontraban en el lugar denunciaron que los disparos salieron el interior de la planta de YPFB | FOTO TELESUR

**Vecinos indicaron el constante sobrevuelo de aeronaves militares, para dispersar las protestas en contra de la autoproclamada Jeanine Áñez.

CIUDAD MCY.- Manifestantes que se encontraban en los alrededores de la planta de Yacimiento Petrolíferos Fiscales Bolivianos (YPFB), ubicada en Senkata, de la ciudad de El Alto, fueron reprimidos este martes por agentes policiales y con sobrevuelos de aeronaves militares.

La operación militar y policial realizada en la planta de hidrocarburos, dejó al menos un muerto y siete heridos, luego que la acción dejara libre el cerco al despacho de carburantes.

La acción comenzó en horas de la mañana cuando se movilizó un numeroso contingente policial y militar para acompañar a un convoy de varias decenas de cisternas con gasolina y gas, desde la referida planta en el distrito ocho de El Alto con destino a La Paz.

“Los militares que se encontraban custodiando el recinto de YPFB comenzaron a disparar gases lacrimógenos y balas; los vecinos que se encontraban en el lugar denunciaron que los disparos salieron el interior de la planta de YPFB”, informó una agencia local de noticias.

De acuerdo con declaraciones de la comunidad un contingente de la policía llegó para arremeter con gases lacrimógenos y disparos contra quienes se mantienen en vigilia a las afueras de la distribuidora de combustible, luego que se consumó el golpe de Estado contra el presidente, Evo Morales.

También expresaron que, tras la arremetida contra los manifestantes, los militares tomaron la planta de hidrocarburo de YPFB y desde entonces al menos 40 cisternas han salido del depósito.

Además, indicaron constante sobrevuelo de aviones militares con el propósito de dispersar a los manifestantes que exigen la restitución de la institucionalidad del país y la renuncia de la senadora Jeanine Áñez.

La Defensoría del Pueblo estipula que desde el rompimiento del hilo Constitucional, 24 personas han fallecido, 50 permanecen detenidas y 715 heridas.

Información TELESUR | PRENSA LATINA | SPUTNIK