La Comisión de la Verdad exigió al Gobierno de Duque proteger a líderes sociales FOTO RT

*** Hasta ahora van cuatro activistas asesinados en lo que va de año, tres de ellos en un mismo municipio del departamento amazónico del Putumayo ***

CIUDAD MCY.- La violencia en Colombia no ha tenido tregua ni con el comienzo del nuevo año. El pasado miércoles, en un mismo día, fueron asesinados tres líderes sociales. Apenas dos días antes, había sido ultimada la primera activista de 2020.

Las víctimas más recientes son: Mireya Hernández Guevara, baleada en Algeciras, en el departamento del Huila (en el Sur de Colombia); Emilio Campaña, asesinado en la vereda El Mango; y Carlos Alonso Quintero, quien fue acribillado frente a su esposa en la vereda de Caño Zabala, ambos crímenes ocurridos en el municipio Puerto Guzmán, en el departamento amazónico del Putumayo.

En el mismo municipio del Putumayo, dos días antes, el lunes, Gloria Ocampo, de 37 años, fue la primera activista social asesinada este año.

La necesidad de garantizar la vida de los líderes sociales ha sido una de las demandas de quienes han alzado su voz en las calles en las protestas que se iniciaron en el país en octubre de 2019.

Estas cuatro víctimas trabajaban en el seno de sus comunidades, según informaron medios locales.

VOCES DE ALERTA

La Comisión de la Verdad pidió al Gobierno, presidido por Iván Duque, que tome las medidas necesarias para proteger a los líderes sociales del departamento del Chocó, en el noroeste, que han sido amenazados y cuya vida corre peligro.

El 3 de enero, el líder social Leyner Palacios, que obtuvo en 2017 el Premio Pluralismo Global, por reivindicar los derechos y la lucha de las víctimas del conflicto, fue amenazado de muerte después de que denunciara la acción de grupos paramilitares en Boyajá, lo que ha obligado al confinamiento de los pobladores de la zona para evitar represalias.

RUSSIA TODAY